sábado, 12 de diciembre de 2015

Presentación de "Monodia y otros poemas" en Nueva York y Medellín

Comparto algunas fotografías de lo que fue la presentación de mi libro Monodia y Otros poemas el pasado 29 de octubre (Corona Community Library, Queens) y 10 de diciembre (Café Rojo, Medellín), con la presencia de amigos y poetas muy estimados. 
















domingo, 11 de octubre de 2015

Monodia y otros poemas

Está ya disponible en Amazon mi libro, Monodia y otros poemas, que será presentado en Nueva York próximamente y en Medellín hacia finales de año:

http://www.amazon.com/dp/1517331870/ref=cm_sw_r_fa_dp_5GVfwb0P7G978 


Ilustración de carátula: Lina Ceballos



 




lunes, 23 de febrero de 2015

Monodia




Ahora que tu cuerpo se dispone a cruzar la frontera más solitaria, dime,
 ¿a qué grito, a qué palabra te aferras?
Lucía Estrada



1

Aferrarse no tanto

a ninguna palabra


porque todas caen 

-heridas de tiempo o de hastío-

contigo, con todo


agarradas al aire, hojas del otoño

sobre la calle


A grito alguno, a nada

porque tampoco alcanza

y es denso el clima de la noche

como para andar gritando

a esta hora


A nadie porque apuran

el paso desde atrás

tantas sombras


y al lado sólo susurra

tu nombre


el vacío


2


Quizá al silencio ganado al fin

a fuerza de renuncias, de atarse firmemente a los huesos,

como a un último dique ante la muerte


Reconocer en la luz prenuclear

el pulso de la tiniebla todavía vivo,

el pálpito secreto que aguzó tus miradas de niño

y abrió puertas al otro lado de la noche

que aún permanecen esperando


Merecer esta nieve tardía en la cabeza,

esta fiebre infantil de la edad


Esta vuelta al origen que es de nuevo

la forma más digna de irte.


3

Aprendiste tarde el sabor de una lengua,

el sonido real de las cosas


Ajustar los pasos y el peso del cuerpo

a otra luz, otros ritmos asumiendo un vigor que nunca creíste posible,

un entusiasmo extraño, una febrilidad nacida entre la gente

que cruza por Manhattan arrobada en sus propias gestos,

enajenada o ebria


Como quien advierte su vieja desnudez por vez primera

Y acepta después de todo un traje prestado

4

Entonces de dónde

el creciente murmullo, la paralela voz que asciende

por tus tripas hasta inundarte el cráneo


Ecos de preguntas que nunca respondiste

y vuelven en mitad de la nada


Acaso es preferible no indagar o esperar

lo que al cabo podría ser sólo resonancia

del hueco original que moduló tu nombre


5

Hubo, recuerdas, un lugar para ti,

una casa, una orilla de amor bajo la estrella,

ojos que te esperaron en mitad de la noche


-Y después el vacío te desbordó y huiste


Estar del otro lado fue tu sola ganancia

con tu cara de nadie perfectamente puesta

con tus manos inútiles

tu boca enmudecida


Tu cabeza avanzando no obstante entre la bruma,

obstinada, apurando el aliento


como si aún tuvieras tiempo

como si aún tuvieras mundo

para esperar, para alcanzar


Demorando la hora de saber

Aplazando el instante

de soltar


de abandonar el cuerpo

a la orilla del día

o de la noche.


6

Alguien más en las ciudades que conociste

repetirá tus pasos, mirará de nuevo por encima de los árboles

confiado el amanecer


y sin saberlo exultará en su sangre

lo que tú no entendiste para seguir y resistir


Pero has dicho ya todo

cuanto no era necesario


Fue de lo que se te quedó incrustado

entre pecho y espalda


de lo que debiste haber escrito

de lo que debiste haber hablado


No pudiste

No supiste

No alcanzaste a comprender a tiempo


Y ahora que lo intentas

se deshacen en moho las palabras

agarradas al aire


Cayendo contigo, con todo,

hojas del otoño

sobre la calle.

***

(Nueva York, 2014)

martes, 28 de octubre de 2014

Blanco y Negro, nueva selección de textos

Disponible en Amazon la edición corregida de Blanco y Negro, nueva selección de textos. Esta es una muestra de mi trabajo poético y en prosa entre 1978 y 2014. El libro se puede pedir en Amazon entrando al enlace y desde allí lo enviarán a domicilio pagando sólo el importe del ejemplar y el envío. 

***

Summa de un devenir


La poesía como experiencia vital, conocimiento y belleza ha sido para Pedro Arturo el centro de su vida, de su ser. Intuición y silencio son los caminos que a lo largo de casi cuarenta años ha sabido transitar con paciencia y discreción. Tantas veces lo he visto ahondar en su propia extrañeza sin importar que la vida parezca a veces orillarlo, dejarlo un poco al margen de sus asuntos. Para él todo fluctúa —como lo sugirió en el título de su primer libro–, entre la luz y la sombra, la claridad y la incertidumbre. Sin embargo, su voz no pierde la serenidad de quien sabe que al final pocas cosas permanecen, excepto la palabra que intenta fijar esa antinomia de la vida, ese flujo de experiencia y misterio que denominamos “realidad”.



Cuando apareció su primer libro Poemas en blanco y negro (Editorial Universidad de Antioquia, 1994), hace justamente 20 años, José Manuel Arango escribió: “Sus poemas son los de alguien que ha vivido una experiencia, de la que uno siente que vuelve con algún desencanto; alguien que ha dejado atrás, para decirlo con un bello verso suyo, el sueño mal soñado de la juventud. Amarga a trechos, su poesía se orienta sin embargo hacia el misterio, como si tratara de descifrar la aritmética exacta de la muerte pero también los signos que Dios escribe / en los dormitorios penumbrosos”. Todavía esas palabras mantienen vigencia puesto que a lo largo de este tiempo el tono y aun la temática de sus poemas sólo han ido depurándose, intensificándose en su decir, aunque extendiéndose también a nuevas posibilidades expresivas.



En sus libros posteriores, Fatum (Colección Autores Antioqueños,  2000); Oscura edad y otros poemas (Universidad Nacional de Colombia, 2006); Suma del tiempo (Universidad Externado de Colombia,  2009);  Des/historias (Minicuentos, Editorial Cuadernos Negros, 2012); Poemas de Otra/parte Editorial Cuadernos Negros, 2012) y Locus Solus (Sílaba Editores, 2013), ese tono, esa visión en blanco y negro pero rica en gradaciones y matices, tanto de su propia vida como del mundo que le correspondió, ha adquirido madurez y plenitud, tal como ahora podemos apreciarlo en el volumen que a manera de balance la editorial Letera & Co de Nueva York nos ofrece en este volumen, justamente bajo el título Blanco y Negro: Nueva selección de textos, 1978 – 2014, donde se recogen los textos que para Pedro Arturo representan una instantánea viva de su trabajo hasta este momento.



Siempre he sabido que Pedro Arturo vive y sueña a contracorriente de sí mismo, y esa terquedad de pretender pasar por el mundo sin que su propia sombra lo advierta me conmueve hoy como al principio, cuando sin retórica abrió para mí las puertas de un reino en el que cada palabra tiene un lugar pero también un “no lugar” donde anida el misterio. Con un poco de incredulidad frente al mundo y su propia existencia, lo he visto adentrarse en laberintos de los que seguramente,  la poesía, ha sido otra vez para él su verdadero Hilo de Ariadna.



En esta muestra, a manera de balance provisional de su búsqueda, se incluye también una parte de sus pequeñas narraciones, notas, artículos y reseñas de lectura donde la experiencia poética no deja de estar presente. Es probable para Pedro Arturo, a sus años, que la mano invisible de la poesía continúe señalándole nuevos derroteros, nuevos signos en el aire que él acogerá, continuará intentando descifrar. Por ahora, esta compilación selecta de sus textos es para nosotros una prueba suficiente y bella de su paso, una indudable summa de su devenir.

     

Lucía Estrada
2014

***
 

http://www.amazon.com/Blanco-negro-selecci%C3%B3n-Spanish-Edition/dp/150254895X#reader_150254895X